Departamento de Desarrollo Económico e Infraestructuras

El Gobierno Vasco destinará una nueva herramienta financiera con 50 millones de euros para los sectores vitivinícola, de sidra y de cerveza local (Consejo de Gobierno 12-05-2020)

20010302_01_0004.jpg

12 de mayo de 2020

  • La consejera Tapia ha presidido la reunión del foro ARDOA-Basque Wine Office para analizar el impacto del COVID-19 en el sector y consensuar medidas para minimizar sus efectos 
  • Las líneas de colaboración se centrarán en aliviar el circulante, ayudas para nuevos canales de comercialización y un plan de promoción ajustado al nuevo escenario de crisis 

La consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras, Arantxa Tapia, el viceconsejero de Agricultura, Pesca y Política Alimentaria, Bittor Oroz, y el director general de Hazi, Asier Arrese, se han reunido esta semana (ayer, lunes) con representantes del sector de bebidas de Euskadi (que agrupa a empresas y personas productoras de vino de Rioja Alavesa, txakoli, sidra y cerveza) para analizar de forma conjunta el impacto de la crisis provocada por la pandemia de COVID-19 y consensuar las medidas a adoptar para minimizar sus negativas consecuencias en el sector.

El sector de las bebidas de Euskadi atraviesa una grave crisis ocasionada tanto por el hundimiento de la demanda internacional como por la paralización plena del canal HORECA. Ante esta circunstancia, la consejera Tapia ha trasladado al sector la necesidad de intensificar la cooperación y ajustar las medidas sectoriales de apoyo a las necesidades del momento.

Facturación por debajo del 50% en 2020

En este contexto de crisis, la Fundación Hazi (que ostenta la secretaría técnica de Ardoa Basque Wine Office) ha realizado una amplia encuesta, en colaboración con las Diputaciones Forales, cuyos resultados servirán para definir una hoja de ruta para el apoyo y acompañamiento del Gobierno Vasco al sector, dentro del proceso de revisión y reajuste de las políticas públicas.

A falta de explotar la totalidad de los resultados de la encuesta, la principal conclusión es que, los datos reflejan un impacto alto en el sector vitivinícola vasco, con cifras cercanas al 75% de disminución en ventas durante el Estado de Alarma, y una repercusión en la facturación anual con una reducción entre el 40% y el 60%.

Estas cifras serán muy similares en el ámbito de las sidrerías, si bien durante el Estado de Alarma el impacto económico es aún mayor en aquellas sidrerías con restauración, superándose el impacto en un 90% de reducción de ingresos. 

Principales problemas 

Los aspectos que más preocupan a las bodegas de Euskadi son:

  • Tensiones de tesorería; problemas para afrontar los pagos
  • Descenso / anulación de pedidos
  • Descenso de la actividad comercial estatal e internacional
  • Pérdida de clientes habituales 

Además de:

  • Descenso del precio de la botella media a la salida de bodega
  • Descenso de los ingresos derivados del enoturismo
  • Reducción de inversiones previstas 

Sector HORECA y mercado interno 

El cierre del canal HORECA ha generado un impacto muy directo en el sector vitivinícola y se prevé que la hostelería sea uno de los últimos sectores en normalizar su actividad, por lo que el consumo del mercado interno seguirá afectado.

Medidas de apoyo al sector de bebidas en Euskadi 

  • Apoyo financiero 50 MM
  • El Gobierno Vasco habilitará, en colaboración con el Instituto Vasco de Finanzas, una nueva línea de circulante dotada con 50 millones de euros. El objetivo será el mantenimiento de toda la cadena productiva de las bebidas de Euskadi
  • Nuevos canales de Comercialización
  • Portal Territorio Ardoa. Elaboración de un portal de comercialización para el conjunto de bodegas de Euskadi. El Gobierno Vasco, a través de la Fundación Hazi, ayudará a la “digitalización” de las bodegas que serán incorporadas en este portal web con el objetivo de poder comercializar sus productos.
  • Bonos de apoyo a la innovación comercial. Iniciativa con 700.000 euros

Ayudas del 50 % y hasta 3.000 euros en bodegas individuales y hasta 5.000 euros en proyectos colectivos de bodegas. Desde Ardoa-Basque Wine Office se apoyará la transformación digital del sector, desde los ámbitos de la gestión hasta la venta, de forma individual y también apoyando la colaboración entre empresas, la creación de consorcios, etc, fomentando la venta online propia, agrupada o en plataformas.

  • Plan de Promoción de Ardoa-Basque Wine Office 

La Fundación Hazi ha revisado y actualizado el Plan de Promoción de bebidas adecuándolo al contexto de la crisis provocada por el COVID-19.

  • Programa para acciones de comunicación y promoción en el mercado local e internacional para promover la diferenciación e innovación en canales y formas de comercialización, dotado con 3 millones de euros.

Ayudas a las bodegas para acciones de promoción en mercados locales e internacionales a través de canales de distribución y Horeca, así como de promoción en ferias sectoriales, tanto locales como internacionales.

Además, el Consejo de Gobierno de hoy ha ampliado las ayudas del programa “OCM Vino promoción” con 1.835.730 euros adicionales. Estas ayudas van destinadas a las acciones y programas de información y promoción en terceros países de productos vinícolas.

Ardoa Basque Wine Office 

La oficina Ardoa-Basque Wine Office constituida recientemente ofrece apoyo integral al sector de bebidas de Euskadi con el objtetivo de reforzar la estrategia que las bodegas de Rioja Alavesa, las tres Denominaciones de Txakoli, la Sidra y la Cerveza están llevando a cabo tanto en el mercado nacional y estatal como en el internacional.

A través de esta oficina, cuya secretaría técnica recae en la Fundación Hazi, el Gobierno Vasco trabaja en los siguientes objetivos:

  • Coordinar, orientar y proponer escenarios de futuro al sector vasco de bebidas
  • Desarrollar y reforzar los servicios técnicos de soporte y orientación bajo demanda.
  • Apoyar y asistir al sector en proyectos de excelencia.
  • Crear valor desde la Administración Pública aportando recursos humanos y económicos de manera coordinada interna y externamente.
  • Potenciar la industria vasca del vino y otras bebidas, facilitando, catalizando y alineando sinergias y recursos.
  • Buscar alianzas y proyectos comunes entre diferentes instituciones y agentes sectoriales.